Fisioterapia Infantil

En nuestro servicio de Fisioterapia Pediátrica o fisioterapia infantil, buscamos alcanzar un desarrollo motor adecuado y un desarrollo motor óptimo para permitir al niño y/o niña un grado de independencia en las actividades de la vida diaria en aquellos casos en los que la evolución natural psicomotora del niño se ve comprometida.

Fisioterapia Infantil

Va dirigida a bebés, niños y niñas y se dedica a tratar los problemas, bloqueos músculo-esqueléticos, trastornos y dudas que pueden surgir desde el nacimiento, referentes al desarrollo motor, y que pueden limitar el bienestar del niño y el potencial para su independencia.

En Arterapia trabajamos dando un enfoque global de la problemática, teniendo presente, como se relaciona el niño o la niña, lo que siente y piensa, lo que hace y lo que no hace y sus rasgos de personalidad; por eso utilizamos diferentes técnicas (fisioterapia respiratoria, neurología, atención temprana, terapia cráneo-sacral, osteopatía…), todo ello englobado en un tratamiento multidisciplinar, teniendo una visión holística.

Cada niño es un mundo, por lo que el tratamiento será individualizado y adaptado a sus necesidades; por otro lado, también es muy importante contar con la familia y su contexto más cercano, valorando cuál es el tratamiento y las técnicas que más se adecuan a sus necesidades, siempre teniendo en cuenta diferentes factores (anamnesis, contexto familiar, contexto escolar, contexto social…).

La Osteopatía infantil es la aplicación práctica de técnicas de Osteopatía estructural, visceral y craneal perfectamente adaptadas a bebés y niños.

Sus resultados son eficaces a corto plazo y la terapia es rápida y de fácil aplicación, no resultando nada traumática o invasiva para el niño.

Desde la primera sesión el bebé/niño deberá reaccionar positivamente al estímulo que la Osteopatía le ha producido.

La Osteopatía infantil puede tratar con éxito los siguientes problemas infantiles:

Bebés con cólicos del lactante, regurgitación, vómitos, gases, estreñimiento, diarrea.
Bebés y niños afectados por trastornos del sueño y nerviosismo.
Bebés y niños con trastornos musculares como: contracturas musculares, tortícolis.
Trastornos de la succión y respiración en bebés.
Autismo y trastornos de la conducta.
Niños con lesiones de ligamentos como: esguinces, distensiones…
Niños con bloqueos vertebrales.
Bebés y niños con escoliosis o tortícolis congénita.
Bebés con deformaciones craneales, plagiocefalias, braquicefalias, escafocefalias y demás deformaciones.
Prevención de catarros, gripes, resfriados, otitis, alergias y demás infecciones, para poder evitar, en la medida de lo posible, los antibióticos.
Fortalecimiento del desarrollo del sistema inmunitario e intelectual.
Recuperación de niños con problemas de mala concentración e hiperactividad.

La Fisioterapia Respiratoria, en los niños, por la frecuencia de enfermedades respiratorias durante los primeros tres y cinco años de vida, es muy útil este tratamiento. Existe una explosión de consultas cuando los menores empiezan a asistir a la guardería, debido a que aumenta la permanencia de los niños en lugares cerrados y el contacto con otros menores posiblemente enfermos.

En general, los niños pequeños no saben sonarse la nariz ni expectorar los mocos que se acumulan en el árbol bronquial y hay que ayudarles a sacarlos. Mediante un tratamiento individualizado, la Fisioterapia Respiratoria constituye una alternativa terapéutica, con una importante dimensión preventiva y educativa.

La Fisioterapia Respiratoria es un método dentro de la Fisioterapia que, basándose en el profundo conocimiento del sistema respiratorio, desarrolla una serie de técnicas de prevención, curación y estabilización de las mismas, siendo uno de los pilares terapéuticos principales para el manejo de las enfermedades pulmonares obstructivas, restrictivas, crónicas y agudas. Se trata de un tratamiento con terapia manual para mejorar la función respiratoria en el bebé y el niño de los diferentes tipos de patologías que pueden padecer: catarros de vías altas, bronquiolitis, bronquitis, asma, neumonía, fibrosis quística…

Los objetivos que se buscan cumplir con este tipo de tratamiento, destinados a bebés (desde 1 mes a los dos años) o niños (desde los dos a los doce años) son, entre otros, evacuar y reducir la obstrucción bronquial, prevenir y/o tratar el colapso pulmonar o prevenir los daños que provocan las infecciones broncopulmonares.

La Fisioterapia Neurológica Infantil (también llamada Neurofisioterapia) es una especialización dentro de la fisioterapia, existen diversas técnicas o métodos de tratamiento que requieren una formación muy exhaustiva por parte de los terapeutas que la utilizan.

Por este motivo nos sentimos muy identificados con el Método Bobath, por el elevado grado de respeto que tiene con el desarrollo del niño en relación con un entorno armónico.

El Método Bobath está avalado por la experiencia de sus resultados y está ampliamente difundido en el mundo como una técnica que consigue ayudar al paciente, además de ofrecer un abordaje “global” del niño en relación a su desarrollo motor, dando importancia a las áreas social, cognitiva, emocional, etc.

En general, las principales patologías que son susceptibles de ser tratadas con Fisioterapia Neurológica Infantil, son las siguientes:

Problemas del Desarrollo.
Parálisis Cerebral Infantil (en sus diferentes formas).
Hipotonía.
TGD (Trastorno Generalizado del Desarrollo).
Prematuridad.
Genopatías.
Trastornos de la postura y el movimiento.

La Estimulación Temprana es el conjunto de técnicas dirigidas a niños de 0 a 6 años y a su familia y/o entorno más cercano que tienen como objetivo dar solución a las necesidades de los niños con trastornos en su desarrollo o con riesgo de padecerlo.

Son actividades o ejercicios que tienen como fundamento el juego y la diversión como medio terapéutico. Dentro de la misma se incluyen algunas como el masaje infantil o la estimulación multisensorial para bebés de 0 a 1 año, además de ejercicios para conseguir o acelerar el proceso de adquisición de habilidades como el gateo, el volteo o la marcha (la capacidad de andar).

A quién va dirigida

Se puede aplicar tanto a niños completamente sanos como a aquellos con dificultades: bebés con bajo peso al nacer, que hayan tenido convulsiones neonatales, infecciones del sistema nervioso central, enfermedades congénitas, deprivación afectiva o déficit sensoriales.

Cómo se llevan a cabo las sesiones

Las sesiones de estimulación temprana se pueden llevar a cabo de manera grupal con varios papás o mamás con sus respectivos niños o de manera individual con un solo niño o bebé y su familia. La duración en ambos casos es de 50 minutos aproximadamente.

Fisioterapia Infantil • Fisioterapia infantil o pediátrica • Centro de Fisioterapia Infantil

 

Pin It on Pinterest

Share This