Desde el Blog

dsc_1580-editar

Como puede ayudar la Osteopatía para quedarse embarazada y regular la menstruación
Actualmente nos encontramos con bastantes alteraciones en el ciclo menstrual de la mujer, esto causa muchas inconveniencias, entre ellas la más significativa puede afectar a la fertilidad.
Cuando hay cambios en el ciclo o problemas de fertilidad sin causa aparente, sin que haya sido diagnosticado por un médico, acostumbran a ser causas funcionales y el éxito del trabajo osteopático aumenta considerablemente.

De éstas alteraciones funcionales destacamos las adherencias, cicatrices, cambios en la posición de las vísceras, alteraciones en las presiones intracavitarias, alteraciones del flujo sanguíneo o linfático, desequilibrios del sistema neuroendocrino y glandular, así como alteraciones del sistema estructural.

Hay unas cuantas causas orgánicas derivadas de patologías, donde la osteopatía no puede modificar el origen, pero eso no significa que no pueda mejorar la función.
Éstas son básicamente enfermedades relacionadas con alteraciones de la coagulación, endocrinológicas, tumorales, infecciosas, como otras alteraciones del tracto genital.

Otra de las causas que producen alteraciones uro-ginecológicas, sobre todo aquellas que cursan con dolor (como el Dolor Pélvico Crónico) y también aquellas que causan infertilidad, llevan asociado un factor emocional y psicosocial muy importante.
Como ya hemos comentado el hipotálamo es precursor de las hormonas hipofisárias que intervienen en el ciclo. Es por esto que una alteración emocional puede alterar la función normal del hipotálamo (generador de las hormonas precursoras), por tanto, alterando la función de la hipófisis (generadora de las hormonas sexuales), el ciclo menstrual y la fertilidad.

En qué consiste la osteopatía

La osteopatía ve al cuerpo como una globalidad considerando todas las partes interdependientes, por tanto no solo será importante la zona a tratar sino todas aquellas que tengan relación directa o a distancia.
La base del tratamiento osteopático está en equilibrar el cuerpo a cuatro niveles:
1. Nivel mecánico: equilibrar tensiones de las estructuras, tanto articulares como viscerales.
2. Nivel fluídico: mejorar el aporte arterial así como mejorar el drenaje venoso y linfático.
3. Nivel neuroendocrino: mejorar la función del sistema nervioso autónomo, responsable de todas las funciones involuntarias del cuerpo como la digestión, el ciclo menstrual, etc y de los ejes hormonales)
4. Nivel emocional: corrige restricciones craneales y libera las membranas intracraneales y mejorar la armonía cráneosacral que permite energizar y balancear el Sistema Nervioso Autónomo.
Por tanto, el tratamiento osteopático es muy efectivo para:
La dismenorrea, la dispareunia,
Las alteraciones del ciclo menstrual
El dolor pélvico crónico
El síndrome de ovarios poliquísticos
La infertilidad funcional
El vaginismo
Las vulvodinias

Conclusión
La osteopatía es un buen tratamiento para las alteraciones del ciclo y la infertilidad funcional (60-83%), mejorando la tasa de embarazo con pocas sesiones y por tanto con un coste muy bajo para la paciente.
Es un buen tratamiento complementario en los procesos de IVF (66-75%), siendo también pocas las sesiones necesarias.
Los tratamientos osteopáticos no tienen efectos secundarios y todas las mujeres tratadas lo recomendarían.

 

Pin It on Pinterest